El masaje deportivo es un tipo de masaje que prepara los tejidos del cuerpo para reforzalos antes de iniciar cualquier deporte. Por tanto, prepara a los músculos para evitar lesiones durante el entrenamiento o la competición.

Además, este tipo de masaje también se emplea para rebajar la tensión de los músculos generada después un entrenamiento o para alcanzar las exigencias de la actividad física. Se basa en una combinación de movimientos de fricción y compresión que se realizan de forma controlada sobre los músculos. Los especialistas lo consideran como una parte esencial del entrenamiento oculto o invisible.

Así pues, la finalidad del masaje deportivo es favorecer la rápida recuperación de los músculos después de las sesiones de entrenamiento o la competición para que puedan alcanzar su punto óptimo en las sucesivas sesiones. Esto permite entrenar y competir con el mínimo riesgo de lesiones musculares.

A nivel psicológico, también cumple una función importante, especialmente antes y después del deporte que se realice, ya que al ayudar a mantener los músculos a tono (sin fatiga o sobrecarga) evita que el deportista sufra altos niveles de estrés, ya que esto tiende a convertirse en un factor negativo que afecta su rendimiento.

Entre las principales ventajas que ofrece el masaje deportivo encontramos que:

  • Favorece el retorno venoso: el masaje deportivo tiene un efecto vasodilatador sobre las venas, lo que facilita la circulación de la sangre desde los músculos hacia el corazón y evita su acumulación a nivel muscular, lo cual genera pesadez en las piernas.
  • Mejora la oxigenación muscular: al recibir un masaje el músculo aumenta sus niveles de vascularización, y esto permite un mayor transporte de sangre, lo que implica más oxígeno y nutrientes y favorece una recuperación más rápida de la fatiga.
  • Favorece los procesos de eliminación de toxinas: al mejorar la circulación sanguínea del músculo mejoran los procesos de eliminación de sustancias de desecho (toxinas), responsables de la formación de radicales libres que tienden a provocar daño a nivel de las membranas de las células musculares.
  • Regula la temperatura muscular: el masaje deportivo ayuda a aumentar la temperatura interna del músculo, lo que ayuda a evitar contracturas y sobrecargas.

En la consulta de Carles Galceran ofrece un servicio de masajes deportivos en el tratamiento de la columna, problemas musculares y vendajes funcionales para solucionar un alto porcentaje de problemas de esguinces, además del drenaje linfático. Contacta aqui para más pedir cita.

 

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad